Un tribunal de Países Bajos prohibió este viernes a un ciudadano que ya ha concebido cientos de niños en todo el mundo, que continúe donando esperma en el extranjero, informa Reuters.

Jonathan Meijer, de 41 años, ya ha engendrado entre 500 y 600 hijos en diferentes países. La corte ordenó al hombre que pida a las clínicas en el extranjero que destruyan su material genético donado, excepto las dosis reservadas por las mujeres que ya hayan tenido al menos un hijo con él.

El individuo podría enfrentar una multa de 100.000 euros (unos 110.000 dólares) en caso de incumplimiento. El fallo se dictó a raíz de un caso civil iniciado por una fundación que representa los intereses de los niños concebidos mediante donación de esperma y por los padres neerlandeses que habían elegido a Meijer como donante.

El argumento de la parte demandante

La parte demandante argumenta que las excesivas donaciones de material genético de Jonathan violaron el derecho a la vida privada de sus hijos, cuya capacidad para entablar relaciones sentimentales con otras personas se ve obstaculizada por temores de incesto involuntario y endogamia.

Las masivas donaciones de Meijer salieron a la luz en 2017. En ese entonces se le prohibió conceder su esperma a las clínicas neerlandesas de fertilidad, donde ya había engendrado más de 100 niños. Sin embargo, siguió donando en otros países y ofreciendo sus servicios a través de sitios web.

Fuente: RT

Por - Redaccionando

El periódico digital de los dominicanos - Un medio de Estado Mental Group.

A %d blogueros les gusta esto: